¿Cuántas comidas se deben hacer al día para ponerse en forma?


Somos lo que comemos. Estoy seguro de que muchos han escuchado esta frase anteriormente, y esto es básicamente cierto. Tanto en las diferentes disciplinas deportivas, como en cualquier programa de transformación o mejoramiento físico, la nutrición es la clave para el desarrollo físico adecuado y puede ser hasta el 60% del factor decisivo para el éxito.
La dieta viene a ser la piedra angular para un buen desarrollo muscular, de resistencia, control de peso, un bajo nivel de grasa corporal y un buen estado de salud. Les voy a dar unos importantes consejos nutricionales para comer inteligentemente, ingiriendo la cantidad de comidas adecuadas para apoyar nuestras metas deportivas y de transformación física.

Empezaré respondiendo una pregunta que me hacen frecuentemente: ¿Cuántas veces al día se debe comer para bajar de peso o ponerse en forma? Parece una paradoja que muchas personas con sobrepeso comen sólo una vez al día, mientras que las personas atléticas, con un buen peso corporal adecuado comen cuatro, cinco o hasta seis veces al día. Pero la respuesta, lejos de ser paradójica… es lógica y completamente concordante con las leyes metabólicas.

Me explico, al comer una sola vez al día el metabolismo se desacelera y se pone tan lento que la persona puede aguantar muchas horas sin consumir alimento. ¿Por qué? Porque aumenta la capacidad de reserva de nutrientes y se asimilan más las proteínas, los carbohidratos, pero también las grasas.

También aumenta la capacidad de reserva y acumulación, o sea, que el exceso de calorías de los carbohidratos y las grasas es guardado como energía de reserva en forma de grasa corporal, y ahí está el problema.

Por otro lado, las personas que hacen varias comidas al día mantienen una capacidad de reserva disminuida, NO TIENEN la necesidad de almacenar el exceso de calorías en forma de grasa corporal. Por otro lado necesitan ingerir alimentos más frecuentemente, y esto mantiene el metabolismo más activo o acelerado, porque tiene que procesar más eficientemente los nutrientes y gasta más calorías al hacerlo.

Pero esto también provoca otra ventaja metabólica y es que para realizar el proceso de digestión se gastan aproximadamente 50 calorías por comida, o sea, si realizan cinco comidas al día se gastan alrededor de 250 calorías, mientras que si se hacen sólo dos comidas al día se gastan solamente 100 calorías del total consumido en el día. Hagan sus cálculos matemáticos, amigos lectores.

¿Qué se debe hacer entonces? Lo ideal sería hacer de cuatro a seis comidas en porciones pequeñas pero bien balanceadas. De esta manera se aumenta el metabolismo, se queman más calorías en el proceso de digestión y también se acumula menos grasa corporal. Confíen.